• September 22, 2020 at 4:57 AM
Inicio | Política

Misoginia australiana

Por Dra Jennifer Wilson - Traducción: Martha Herring

El ataque a las mujeres por parte de políticos australianos y Alan Jones 

Las cosas no han sido muy buenas para las mujeres, en las últimas cuarenta y ocho horas, con el locutor Alan Jones que declaró que el primer ministro australiano, Scott Morrison, debería darle a la primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinta Ardern, algunos golpes en la espalda para callarla y luego meterle un calcetín en la garganta.

Jones fue apoyado por el Tesorero del gobierno Federal australiano, Josh Frydenberg, quien lo 'reprendió levemente' por su discurso 'machirulo', antes de declarar que Jones es un "pilar de nuestros medios".

Luego, ayer por la noche, muchos de nosotras/os, en el Estado de Nueva Gales del Sur (NSW), recibimos una llamada de robot del diputado sin cartera (backbencher) de los Nacionales, Barnaby Joyce que declaró que lo hacía en nombre de la Fundación para el Desarrollo Humano sobre el tema del Proyecto de Ley de Aborto de Nueva Gales del Sur.

El punto de contacto de la Fundación es la rama de "Derecho a la vida" (Right to Life) del Estado (NSW), y podemos suponer que las llamadas automáticas fueron pagadas por esta organización anti elección.

Barnaby Joyce dijo, en su mensaje, lo siguiente:

El proyecto de ley de aborto de Nueva Gales del Sur prohíbe brindar cuidados críticos a los bebés nacidos vivos después del aborto, mientras se le dará a cualquier otro bebé nacido vivo prematuramente.

El proyecto de ley permite abortos selectivos por sexo. Legaliza el aborto por cualquier motivo hasta el día del nacimiento.

En otras palabras, todos los bebés prematuros recibirán cuidados críticos, excepto aquellos nacidos vivos -después de un aborto- que serán abandonados o asesinados por los profesionales médicos que lo atiendan.

NO, el proyecto de ley NO "permite los abortos selectivos por sexo". 

NO, el proyecto de ley no legaliza el aborto por ningún motivo hasta el día del nacimiento.

Barnaby Joyce es un mentiroso.

Ahora hemos escuchado que el partido de "Tiradores, pescadores y agricultores" (Shooters Fishers & Farmers Party) se negará a trabajar con el gobierno estatal de Nueva Gales del Sur (NSW) - Si se aprueba el Proyecto de Ley de Aborto.

"Nunca más", manifestó su líder Robert Borsak, 

Dados los eventos de las últimas veinticuatro horas, una mujer podría ser perdonada por pensar que ha sido teletransportada a un estado del sur de los EE.UU., donde los gobiernos y sus partidarios evangélicos usan habitualmente nuestros cuerpos como campos de batalla.

Nada más peligroso, para las mujeres, que una camarilla de hombres blancos, privilegiados y poderosos, en política y medios, que creen que tienen el derecho de controlar nuestros cuerpos. Lo que se necesita es una camarilla igualmente poderosa de hombres blancos, privilegiados y poderosos en política, y medios de comunicación, que nos apoyen vocalmente en nuestra lucha por la autonomía corporal. Hasta ahora, escucho que muy pocos hombres de influencia hacen eso.

Cuando el Tesorero de Australia describe a un misógino y violento como un "pilar mediático", las mujeres australianas tenemos pocas esperanzas.


Fuente: AIM. The Australian Independent Media Network

Política